Menú Principal
9 de Noviembre de 2017

Superintendencia del Medio Ambiente ordena medidas provisionales a CAP ante denuncia ciudadana de Huasco

El día 2 de noviembre del presente mes la Superintendencia del Medio Ambiente levantó la Res. Exenta N°1315 que ordena medidas provisionales ante el impacto denunciado por la comunidad de Huasco, por una serie de hechos relacionados al transporte de material concentrado de hierro desde la mina Los Colorados hacia la Planta de Pellet de CAP Minería, ubicada en la comuna de Huasco.

Los hechos constatados por la entidad fiscalizadora tienen relación a la cantidad de vagones del carro del tren, dado a que en las resoluciones de calificación ambiental RCA 2015/2010 y RCA 246/2010 de este proyecto el número de vagones queda acotado a 35 vagones por tren. Según las inspecciones de terreno habría un incumplimiento, ya que, el carro del tren estaría circulando con cerca de 47 vagones por carro. Por otro lado denuncias ingresadas indican presencia de material minero en las proximidades de la línea del tren que transporta material hacia planta Pellet. Ante estos hechos se realizó inspección en terreno lo cual concluye que esta situación podría constituir un incumplimiento al manejo de emisiones  atmosféricas de fuentes móviles, por la continua y constante caída de material de hierro desde los vagones del tren. Según el informe de la superintendencia estos hechos indican una desviación al manejo de material aprobado por resolución, en donde se regula tanto la cantidad de material de cada vagón, el cual no puede superar la altura de cada cúpula, así como también la mantención y limpieza permanente de la línea férrea.

Verificados estos hechos la Superintendencia del Medio Ambiente dicta una serie de medidas provisionales con el objetivo de disminuir la generación de un riesgo al medio ambiente o a la salud de la población. Las medidas tienen relación al ajuste de vagones de cada convoy en base a lo establecido por las distintas resoluciones, lo cual no deberá exceder la cantidad de 35 vagones, esta medidas es obligatoria y de cumplimiento inmediato, además se deberá realizar una mantención cada 7 días de la faja ferroviaria, como en las áreas laterales, por otro lado se deberá generar un sistema de encarpado de cada uno de los vagones para así evitar la pérdida de material en el trayecto a la planta de Pellet.

El Seremi de Medio Ambiente de la región, Cesar Araya señala de que “esta situación viene siendo denunciada por la comunidad de Huasco, Vallenar y Freirina desde hace algunos meses, por un lado tenemos la denuncia por la cantidad de vagones que excede lo autorizado por resolución y lo otro es la perdida y disposición de material ferroso a lo largo de la línea del tren. Desde Gobierno conocemos esta situación la cual ha sido tema de discusión en la mesa del Programa de Recuperación Ambiental de Huasco, como así también los efectos que trae consigo el tránsito del tren tanto para el sector agrícola como para la comunidad en general. Las medidas que se proponen por la SMA son provisorias y de implementación inmediata, mientras se ponen en marcha aquellas medidas de carácter definitivo y que están sujetas al Plan de Prevención de Contaminación de Huasco, el cual se encuentra en implementación, y en donde se ordena el encapsulamiento y sellado de los vagones, además de su lavado antes de salir al recorrido habitual entre mina Los Colorados y la Planta de Pellet, lo que nos permitirá abordar de manera eficaz los principales problemas que genera el paso del tren. Adicionalmente el plan de prevención buscar reducir las emisiones desde las chimeneas de CAP a través de la instalación de un precipitador electroestático en la chimenea 2B, medida que generará una reducción importante de las emisiones al aire”.

Por su parte la Secretaria Regional Ministerial de Agricultura, Patricia Olivares, está muy satisfecha con el resultado del trabajo que se ha realizado sostenidamente durante la actual administración, ya que “esta es una demanda por largos años de los agricultores del sector de Huasco Bajo, y estamos satisfechos de que ahora la Superintendencia haya investigado la queja levantada por los agricultores, y haya determinado que la empresa CAP deberá respetar y acatar lo estipulado en la RCA de su proyecto, una acción que permitirá proteger la producción olivícola de la comuna. Este es un logro que sólo ha sido posible gracias a la generación de instancias tales como el Consejo de Recuperación Ambiental y Social de Huasco, que permiten conocer las inquietudes de los vecinos y buscar las soluciones más pertinentes, que serán traducidas en una mejor calidad de vida para todos ellos”.